Blogia
DIARIO TRIBUNA

EDITORIAL DEL DIARIO EL MUNDO DE CÓRDOBA: LA LEY DE LA SELVA

EDITORIAL DEL DIARIO EL MUNDO DE CÓRDOBA: LA LEY DE LA SELVA

El fin de semana y con tan solo 12 horas de diferencia, dos de nuestros reporteros fueron amenazados de muerte por el crimen organizado. El "delito"...informar sobre los hechos relacionados con el narcotráfico.
Hoy, el gobierno que termina, del que hemos oído hablar hasta el cansancio que la libertad de prensa fue uno de sus mayores logros, en la realidad lo que ha logrado es colocarnos en el nada honroso primer lugar de la lista de los países más peligrosos de América para ejercer el periodismo.
Pero si esto no fuera suficiente, un reporte de la organización mundial Reporteros Sin Fronteras clasificó a México como el segundo país más peligroso del mundo para la prensa, superado solo por Irak.
Sólo para tener una idea de lo que estamos hablando, durante el sexenio de Fox fueron asesinados el doble de periodistas que en los dos sexenios anteriores juntos, es decir, de 1988 hasta hoy, han sido asesinados 44 de ellos, de los cuales, más de la mitad, 24 para ser exactos, fueron asesinados del 2000 a la fecha.
Por desgracia, no es este el único problema del país, los hay más graves, la ingobernabilidad en Oaxaca, el narcotráfico, el crimen organizado, la violencia sin freno, etc.

Bajo este escenario, tal vez hablar de libertad de prensa puede sonar frívolo pero es precisamente a través de ella que los pueblos pueden combatir la corrupción, la impunidad y la cultura de la violencia que son los principales problemas que enfrenta nuestro país y son precisamente estos los que han llevado a la descomposición social que hoy vivimos.
Sin embargo, parece que no hay nadie que pueda solucionar las cosas. Durante el "narcosexenio" como lo califica la revista Proceso de esta semana, el narco tuvo un auge sin precedentes en la historia del país; crecimiento que resulta sencillamente imposible de imaginar sin la complicidad de las autoridades y de los órganos encargados de combatirla, como la policía.
Sabemos, por desgracia, los tiempos que nos han tocado vivir.
Ahora bien, estamos concientes de los riesgos que implica nuestro trabajo pero no estamos dispuestos a claudicar. La libertad ha sido conseguida en nuestro país con muchos sacrificios y con la sangre de grandes hombres que hoy estaríamos deseosos de tener entre nosotros.
No estamos dispuestos a negociar lo que tanto ha costado conseguir.
Hoy es tiempo de tomar decisiones valientes ya que ha habido en el país grandes periodistas que han defendido esa libertad con su vida y creemos que sus muertes no deben ser en vano.
La pregunta más importante es si tal vez habrá del otro lado, funcionario que realmente tengan los pantalones para enfrentar las cosas y garantizar a los ciudadanos su seguridad. Si realmente, más allá de declaraciones y declaraciones van a dejar de hacer declaraciones y promesas, van a dejar de hacerse de la vista gorda y solucionar de una vez por todas los problemas que hoy enfrenta el país.
Nosotros solo vemos a políticos peleando a puño limpio en la tribuna del Congreso. Ojalá los hubiera con esa determinación, coraje y valentía para enfrentar a la delincuencia organizada.
Ya no queremos más promesas ni anuncios. Queremos tener la seguridad de que al otro día podamos trabajar sin el temor de ser asesinados. No quiero escuchar a mis trabajadores pidiendo que si los matan vea por sus familias.
Los quiero vivos, superándose todos los días y viendo ellos personalmente por su familia. ¿Puede alguien garantizar eso?. Por desgracia, no veo a nadie. ¿Y la policía?.

Más información: http://www.periodistas-es.org

Foto de Cartier Bresson

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres